domingo, 25 de diciembre de 2016

Publicaciones de 2016

A punto de terminar el año, podemos destacar los artículos más relevantes aparecidos durante el mismo.

Dentro de la taxonomía ha habido algunos cambios en la clasificación de las especies de la Sierra de Guadarrama. Por ejemplo el rarísimo Carex furva señalado en Peñalara (según conteos recientes aquí sólo 7 individuos) y otras montañas de la Península Ibérica, se han definido como de una especie nueva, C. lucennoiberica, quedando la primera restringida a Sierra Nevada, donde ambas especies se hibridan (Maguilla & Escudero 2016). Otra especie nueva es Pilosella segoviensis, descrita de la Sierra de Ayllón e intermedia entre las piloselas peleteriana/vahlii (Mateo 2016), género complejo donde se han descrito numerosas especies después del borrador para Flora Iberica (Mateo 2007). Una corrección taxonómica es aceptar para las Androsace vitaliana del Sistema Central la subespecie assoana y la variedad  centriberica, aunque no se ha comprobado si la población guadarrámica se ajusta a tal taxón (Dixón et al. 2016).

Dentro de las novedades corológicas destacan las nuevas especies o poblaciones para este ámbito como Sideritis lanata (Corro & Izuzquiza 2016); Carex depauperata, Circaea lutetiana, Echium boissieri, Elymus obtusiflorus, Festuca paniculata subsp. multispiculata, Geranium divaricatum, Hesperis laciniata, Hieracium andurense, Rosa ostensa, Secale montanum, Thapsia nitida y Trifolium rubens (Baonza 2016); Ophioglossum azoricum y Elatine alsinastrum (Ferrero et al. 2016); Secale strictum (=S. montanum) y Eragrostis mexicana (Hernández 2016), o Erigeron alpinus y Fritillaria caballeroi, citadas de la Sierra de Guadarrama en la guía del Sistema Central (Luceño et al. 2016). Sideritis lanata, Elymus obtusiflorus y Eragrostis mexicana pertenecen al grupo de las alóctonas naturalizadas. El resto de novedades, incluidas las taxonómicas, serían en su mayor parte especies de interés conservacionista, no todas recogidas en el trabajo de este año sobre la misma ya reseñado (Baonza 2016).

Un trabajo que todavía no he leído es una guía de la flora madrileña (Grijalbo 2016) y que parece de gran interés.

Se han realizado nuevos estudios ecológicos en la Sierra de Guadarrama, algunos que prosiguen líneas muy fructíferas, como sobre la autoecología de las plantas de alta montaña en la Sierra Guadarrama (Lara et al. 2016, 2 trabajos aceptados); o sobre los pastizales de la Sierra (Rota et al. 2016). Un tema que empieza a deparar sorprendentes y preocupantes resultados es la contaminación por ozono troposférico que padecemos (Elvira et al. 2016).

Relación de nuevos trabajos

Baonza Díaz, J. 2016. Algunas citas de flora vascular de interés de la Sierra de Guadarrama (Madrid). Flora Montiberica 65: 44-47.

Corro, M. del. & A. Izuzquiza. 2016. Primera cita de Sideritis lanata L. (Labiatae) en la Península Ibérica desde 1928. BVnPC, 5(64): 19-25.

Dixon CJ, Gutermann W, Schönswetter P, Schneeweiss GM (2016) Taxonomy and nomenclature of the polymorphic European high mountain species Androsace vitaliana (L.) Lapeyr. (Primulaceae). PhytoKeys 75: 93–106.https://doi.org/10.3897/phytokeys.75.10731.

Elvira, S.; I. González-Fernández, R. Alonso, J. Sanz & V. Bermejo-Bermejo 2016. Ozone levels in the Spanish Sierra de Guadarrama mountain range are above the thresholds for plant protection: analysis at 2262, 1850, and 995 m a.s.l. Environ. Monit. Assess. 188: 593.

Ferrero, L.M., L. Medina, J. Baonza & C. Aedo. 2016. Ophioglossum azoricum C. Presl y Elatine alsinastrum L. en la Comunidad de Madrid. Acta Botanica Malacitana 41: 255-257.

Grijalbo, J. 2016. Flora de Madrid. 384 pp. reseña.

Hernández Palacios 2016. Observaciones sobre gramíneas del centro de la Península Ibérica. Acta Botanica Malacitana 41: 268-276.

Lara-Romero, C., de la Cruz, M., Escribano-Ávila, G., García-Fernández, A. and Iriondo, J. M. (2016), What causes conspecific plant aggregation? Disentangling the role of dispersal, habitat heterogeneity and plant–plant interactions. Oikos. doi: 10.1111/oik.03099.

Lara-Romero, C., García, C., Morente-López, J. and Iriondo, J. M. 2016. Direct and indirect effects of shrub encroachment on alpine grasslands mediated by plant-flower-visitor interactions. Funct Ecol. Accepted. doi:10.1111/1365-2435.12637.

Maguilla E, Escudero M (2016) Cryptic Species Due to Hybridization: A Combined Approach to Describe a New Species (Carex: Cyperaceae). PLoS ONE 11(12): e0166949. doi:10.1371/journal.pone.0166949.

Mateo Sanz, G. 2016. Novedades sobre el género Pilosella Hill (Asteraceae, Lactuceae) en España, II. Flora Montiberica 62: 18-26.

Rota, C., Manzano, P., Carmona, C. P., Malo, J. E. and Peco, B. (2016), Plant community assembly in Mediterranean grasslands: understanding the interplay between grazing and spatio-temporal water availability. J Veg Sci. doi:10.1111/jvs.12470.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Páginas vistas en total